¿Problema de humedades en el tejado?

Si tienes problemas de humedad en el tejado, tienes que saber que el problemas podría deberse a las tejas; estas están hechas de material poroso, por lo que el agua se acumula en su interior cuando llueve. Si este agua se queda dentro, nuestro tejado presentará un problema de humedades y tendremos goteras en casa.

Si las tejas carecen de la protección adecuada, puede que el agua retenida se convierta en hielo por la bajada de las temperaturas. Y es más: la presión del agua hará que las tejas puedan quebrarse y lleguen a romperse. Esto es un gran problema para el tejado de nuestra casa, el cual no sirve de protección ante las precipitaciones; lo que se traduce en contratar una empresa de reformas Madrid. Aquí te dejamos el enlace de una empresa muy calificada: reformas-baratas-madrid.es.

Será necesaria la aplicación de una serie de impermeabilizantes hidrófugos que pueden aplicarse de forma sencilla, aunque su efectividad es limitada. Así que lo mejor es que contemos con un buen sistema de impermeabilización de nuestro tejado.

Debemos ponernos en manos de los mejores profesionales para que nos informen sobre las soluciones más duraderas y efectivas. De esta manera evitaremos la aparición de posibles goteras y problemas más graves en el futuro.

 

La importancia de la impermeabilización de los tejados

Un tejado no es más que una cubierta aislante formada por varias capas. Estas tejas como hemos visto están construidas con materiales porosos. Es necesario contar con una capa impermeabilizante ya sea en el exterior con el interior.

Esta impermeabilización permite una correcta ventilación que evitará un problema de goteras por condensación, por lo que contratar una empresa de reformas baratas Madrid para que nos soluciones el problema, es sin duda la mejor opción.

Sin embargo, te aconsejamos tener en cuenta los siguientes factores.

 

1- Ojo a las licencias y calidad

A la hora de contratar una empresa de reformas, es importante vigilar las licencias y la calidad de los materiales y obra en todo el proceso.  Por ello, y lo más seguro es que contrates una empresa de reformas profesional y no recurras a “chapuzas” o “manitas”.

En este paso tendrás que comprobar que la licencia que se haya pedido sea la de obra adecuada. Si va a ser mayor no podemos solicitar una de obra inferior, aunque la reducción de precio sea tentadora. Aparte de ahorrarnos dinero debemos pensar en que nos podemos encontrar con multas indeseadas o incluso vernos con la obra parada hasta que nos den la licencia adecuada.

Hay que vigilar la calidad de los materiales ya que es muy habitual que en el presupuesto vengan detallados materiales de una calidad superior que posteriormente, al iniciar la obra, se sustituyen por unos de categoría inferior. Aquí no solo perderemos dinero sino que nos arriesgaremos a que en el futuro puedan tener fallos y tengamos que volver a recurrir a las reformas Madrid.

 

2- Solo personal cualificado

Tenemos que exigir que la reforma la realice personal cualificado, no solo por proteger el bienestar familiar (una reforma mal hecha puede ocasionar derrumbes fatales), sino porque sabrá ahorrar tiempo y optimizar todos los recursos.

Exige también que el personal de la obra esté debidamente dado de alta, ya que si ocurre algún tipo de accidente tú no tendrás ningún tipo de responsabilidad.

 

Seguro que si sigues estos sencillos consejos, aparte de conseguir presupuestos de reformas baratas te asegurarás de que sean de buena calidad.